Salir del armario: un pequeño paso para el hombre…

Saludos después de tanto tiempo. Me conocéis como Violeta pero en realidad me llamo María. Hace un par de semanas tuve mi “coming out” definitivo escribiendo en internet que he tenido el trastorno por atracón con nombre y apellidos. Es un paso que quería dar hace bastante tiempo pero me ha costado reunir el valor necesario. Visto desde “este lado de la barrera” ya me parece sólo un pequeño paso pero desde el otro lado era como saltar al vacío.

Si estás dudando entre saltar al vacío o no, piensa que siempre puedes esperar hasta que la decisión caiga por sí sola como fruta madura. No hay prisa. En principio no hay por qué temer consecuencias ni por qué sentirse mal o culpable. Por otro lado no tenemos ninguna obligación de hablar de nuestras intimidades ni en público ni en privado. Es una decisión que nos pertenece a cada uno de nosotros y que debemos tomar teniendo en cuenta posibles pros y contras, incluyendo la ansiedad que nos pueda causar hablar el tema. Precisamente eso es parte de la curación: no forzarse. Si te cuesta, espera.

En mi caso hay una razón principal para dar este paso: mi experiencia con el trastorno alimentario es de gran valor en mi trabajo como coach. Los beneficios para mí y para mis clientes superan con creces el miedo a mostrar mi lado más débil así que nada como abandonar el refugio y salir a airear el pasado. He hablado del tema con mucha gente desde entonces e incluso he podido ayudar a algunas personas. Siento que por fin soy yo: ¡soy libre!

 

Anuncios

2 comentarios

  1. De un lado lo bueno y nosotros acá en algún lugar se puede y nosotros acá Gris oscuro el hielo y vos donde estas? donde crecen dulces flores nunca nos toco pasar. Podría gritar si entendiera la razón podría saltar el cielo se parte en dos Un paso a cada lado, qué otra cosa puedo hacer? hormigas en el techo, no puedo parar de correr un salto al vacío, qué me espera al final? donde crecen dulces flores nunca nos toco pasar.

  2. Me decidí a hacer lo mismo al abrir mi blog. Fue un proceso difícil y al principio mi instinto más natural era el de esconder el blog a todo el mundo y dejar que sólo gente desconocida para mí lo encontrase. Y si más adelante lo encontraba alguien que me conociera en persona pues ya que se le iba a hacer, ya habría pasado más tiempo y estaría más desarrollado todo.
    Pero sabía que no estaba bien y se lo comenté a mi pareja y a algunas amigas y para mí fue tremendamente difícil que mi pareja, a la que apenas le había dado pinceladas de mi trastorno, leyera más en profundidad y de mi boca sobre el tema, y supiera todo lo que supone para mí. Pero al final ha sido muy liberador y ya no siento ese peso sobre mis hombros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: